kidsandchic

El arte de la buena Vida - Recetas, familia, viajes

Hogaza de pan con prefermento

Hacer pan en casa se ha convertido en mi terapia en estas largas semanas con todos en casa. Aprender y conocer este maravilloso mundo me ha servido para relajarme de tantas tareas diarias.

Tras varios intentos de recetas he conseguido hacer un pan bueno, saludable y con un saborcito espectacular. Una receta adaptada a la harina que adquirimos en el supermercado, con tiempos largos de fermentación en frío y una hidratación del 70 % al que voy cogiendo el punto y nos encanta en casa.








Para hacer esta hogaza de pan vamos a utilizar el poolish o prefermento. Una mezcla de agua y harina a partes iguales con una pequeña cantidad de levadura que para iniciarse en este mundo panarra está genial. Nos ayudará a conseguir un pan aromático, hermoso y que se conserve mucho mejor.
prefermento activo



El prefermento debe estar en reposo entre 12 y 24 horas a temperatura ambiente, doblará su volumen y estará listo para usar.
Para poder hacer este pan , deberemos planificar desde el día anterior todo el proceso.



Como os cuento, este pan está ajustado a la harina de trigo que encuentras en el supermercado, no es de la mejor calidad pero sé que hay mucha gente que no tiene acceso a una buena harina y hacer un pan saludable con los recursos que tenemos cerca es posible.





Receta de hogaza de pan 


  • poolish o prefermento. 100 g de harina de trigo , 100 g de agua, 1g de levadura seca panadera. Mezclamos y dejamos reposar en un tarro de cristal con tapa toda la noche a temperatura ambiente ( la proporción levadura seca/levadura fresca para este tipo de masas es del 2%, es decir, 1g levadura seca / 3 g de levadura fresca ) 
  • masa final . 500 g de harina de trigo, 300 g de agua templada, 10 g de sal y el prefermento
  • Mezclaremos todos los ingredientes con la ayuda de un robot o a mano, amasados cortos de 1 ó 2 minutos en intervalos de 20 minutos . Este proceso lo repito un par de veces, hasta que la masa quede elástica. 
  • Hacemos un pequeño amasado final , haciendo pliegues con la masa, como si estuvieras doblando una sábana. Boleamos la masa , creando un poco de tensión y sin mucha fuerza para no desgasificar y metemos la masa en un tupper untado con un poco de aceite . Tapamos y dejamos levar en frío , para eso lo llevamos al frigorífico . Repetimos el proceso 2 veces más .
  • Ahora podemos hacer dos cosas, si has empezado bien temprano con la fermentación puedes hornear a última hora del día. Si has empezado a media mañana , te aconsejo que dejes fermentar la masa toda la noche en el frigorífico .
  • Colocamos la masa sobre la encimera, boleamos un poco para dar formar de hogaza y tensión y colocamos en un banneton o en la fuente de horno y mientras se precalienta el horno lo dejamos en la nevera tapado. 
  • Precalentar el horno a 250ºC, coloca una bandeja en la parte de abajo con agua caliente 
  • Saca el pan de la nevera, úntalo con harina por toda la superficie. Antes de introducir en el horno, greñamos, es decir, hacemos un corte lateral con un cuchillo muy fino o una cuchilla.
  • Introducimos el pan en el horno, calor abajo durante 20 minutos. 
  • Pasado este tiempo, quitamos la bandeja con agua y horneamos a 220ºC , calor arriba y abajo , 20 minutos. 
  • Por último ponemos calor arriba y abajo, ventilador y 8 minutos a 190ºC
  • Al final de la cocción dejamos  el horno medio abierto  para que se termine de secar la corteza y luego a una rejilla hasta que enfríe por completo antes de cortarlo.



Esta misma receta puedes hacer con un pan redondo, doblando las cantidades y horneas dos a la vez. 

Yo suelo hacer en el fin de semana o los días de descanso del hospital . 

Probar a hacer pan en casa y me contáis , porque merece la pena comer bien y de forma saludable.



Me encantará ver vuestras criaturas :) 



Comentarios